La extraña criatura alienígena capturada en Metepec 

Metepec 

La extraña criatura alienígena capturada en

Metepec 

Un agricultor descubrió en mayo de 2007 un supuesto bebé extraterrestre capturado en una trampa en México. Había más de uno, según Mario Lopez, el agricultor que vio al bicho, que huyó al acercarse. Se dice que Mario capturó a la criatura que quedó atrapada en una trampa para ratas. La casa del hombre está en Metepec, un barrio de Toluca. El hecho de que no haya ningún bosque alrededor añade extrañeza al descubrimiento.

 

La criatura estaba consciente, aterrorizada y gritaba. Fue llevada a la residencia de López por un pequeño grupo de hombres. Quedaron impresionados por lo que presenciaron, hecho que documentaron con varias fotografías. Decidieron matar y conservar al monstruo después de unos tres días. Intentaron sumergirlo en el agua durante unos minutos pero no murió; volvieron a intentarlo durante muchos minutos pero seguía vivo; finalmente, lo sumergieron durante varias horas y murió. Su capacidad de sobrevivir bajo el agua sugería la posibilidad de que fuera anfibio.

 

El reconocido investigador mexicano Jaime Maussan llevó el espécimen al Dr. Jesús Higuera, jefe del Departamento de Imagen del Instituto Mexicano de la Nutrición, en abril de 2009. El cuerpo fue escaneado en tomografía computarizada 3D para un examen interior exhaustivo. 

 

El Dr. Higuera quedó "extremadamente impresionado", según Jaime. El lomo del monstruo era más grande y complejo que el de cualquier especie conocida en comparación con la cabeza. El experto decidió que no se trataba de un primate y que el espécimen, que muy probablemente era una nueva especie, no tenía explicación.

 

La inexplicable muerte de Mario López, pocos meses después de sacar a la luz el cadáver de la criatura con un origen supuestamente extraterrestre, aumentó la extrañeza del suceso. Maroo fue descubierto calcinado dentro de su automóvil en el arcén de una autopista. El fuego había alcanzado una temperatura excepcional para los incendios de coches, según los investigadores. 

 

Los lugareños creen que el fuego que quemó el automóvil y mató a Marao Lopes fue un acto de represalia alienígena contra el que mató a uno de ellos. Aunque todo el mundo cree que la muerte de Mario tenía importantes indicios de asesinato, el asunto no fue investigado. México es uno de los países con mayor número de avistamientos de ovnis. La media anual es de unos sorprendentes 366 casos. Casi todos los días se produce en los cielos el avistamiento de un objeto volador no identificado.

 

Comments for this article have been closed.

Go up